Embarazo Embarazo

 

Las complicaciones ligadas al embarazo o relacionadas con el parto cobran cada día la vida de unas 830 mujeres en el mundo, según las cifras de la Organización Mundial de la Salud. Este organismo añade que la mayor cantidad de víctimas mortales de ese grupo son adolescentes menores de 15 años. 

Hemorragias, infecciones, hipertensión (la tristemente famosa preclamsia), complicaciones en el parto y abortos peligrosos hacen parte de la lista de los agravamientos de salud y a los que se les atribuye el 75% de los fallecimientos de las maternas, bien sea durante la gestación o en el momento de dar a luz. 

Evitar estas, y otras dificultades durante el embarazo, puede ser posible con los controles, exámenes y siguiendo al pie de la letra las recomendaciones médicas. Una de las primeras acciones que se deben realizar son los exámenes de hemoclasificación para determinar el grupo de sangre de la madre. 

Así lo explica el doctor Hernán Cortés Yepes, especialista de Ginecología y Obstetricia de la Universidad de Antioquia quien precisa que, si la madre es RH negativo, “puede tener algún problema con el bebé y hay que tomar las medidas especiales”. De allí la importancia de iniciar los controles una vez se confirme el embarazo. 

“También se ordenan exámenes como la serología, para buscar sífilis, o el del VIH. También se evalúa el estatus de toxoplasmosis, algunas mujeres se les puede hacer un examen de azúcar o hemograma, para saber si hay anemia y algún examen de infección que consiste en un examen de orina para buscar rastros de infección. Estos exámenes se van a repetir cada tres meses”, señala el especialista de la Universidad de Antioquia. 

Desde NUEVA EPS promovemos que las maternas reciban una atención integral durante su embarazo y las motivamos para que acudan a los respectivos controles prenatales para que la experiencia de su embarazo sea una etapa feliz y positiva. 

Para el doctor Yepes una de las mejores maneras para disminuir los riesgos en la gestación es la práctica del ejercicio, siempre y cuando sea guiado y autorizado por el médico tratante. En casos muy puntuales, la actividad física está contraindicada para las gestantes.  

“Entre los ejercicios seguros en el embarazo está el caminar por periodos cortos, dependiendo del nivel de su acondicionamiento. La natación es un ejercicio muy completo que pueden practicar las embarazadas y el yoga, porque son seguros y benéficos durante ese periodo”, sostiene Yepes. 


Sabías que en la Edad Media las mujeres embarazadas se ceñían con cintas y fajas bendecidas por la divinidad para proteger el feto y asegurar un buen parto.


La actividad física, explica el doctor Yepes, reduce el riesgo de presentar complicaciones y hace que el parto sea menos doloroso. Dentro del grupo de complicaciones que se pueden evitar está la obesidad, la diabetes y la preclamsia. 

La preclamsia es un trastorno que se desarrolla después de la primera mitad del embarazo, luego de las 20 semanas que se caracteriza por un aumento en la presión arterial y por compromiso de algunos órganos. Está entre las principales causas de muerte de las mamás y ante este diagnóstico se debe hacer lo necesario y definir el manejo”, explica. 

La gestación debe convertirse en una etapa feliz para la mujer que quiere y decide ser madre. Pero para que ese lapso sea lleno de momentos inolvidables debe estar alerta a las señales que le da su cuerpo. De esta manera también se contribuye a que bajen las cifras de muertes en recién nacidos. 
 

Compartir en:
ícono nueva eps

Blog Gente cuidando gente

Solidez

solidez
Nuestro grupo de accionistas respalda nuestro trabajo.

Protección

Protección
Más de 100 millones de atenciones en salud en un año.

Cobertura

Estamos en 1.117 de los 1.125 municipios del país.

Respaldo

Respaldo
Las mejores instituciones de salud a tu servicio.